Etiqueta: Mariano Benlliure

El mirador del Monumento a Alfonso XII

Abrir en otra ventana

Bajo los cascos del caballo de Alfonso XII .

Si para acudir al Parque del Retiro es bueno cualquier motivo, hoy nosotros tenemos uno de los mejores, vamos a entrar al interior del monumento erigido en honor a Alfonso XII y subir hasta el mirador que se encuentra bajo el pedestal de la estatua ecuestre del monarca, es decir bajo los cascos de su caballo.

Seguramente habéis paseado cientos de veces alrededor del citado monumento, y echado la vista hacía la estatua, pero pocas veces os habréis dado cuenta de unas “pequeñas” ventanas que hay justo debajo de la misma, al menos nosotros no, hasta hace unos meses.

Este excepcional mirador se ha abierto al público en abril de este año, después de llevar alrededor de 30 años cerrado, si exceptuamos un pequeño periodo de tiempo en los años 80 en los cuales se pudo visitar.

El mirador está situado a 20 metros de altura, como hemos dicho, justo bajo la estatua dedicada a Alfonso XII. En el techo del mismo se pueden apreciar los anclajes de las patas del caballo.

Para llegar al mismo hay que subir unas estrechas escaleras metálicas, una vez en lo más alto nos encontramos con una pasarela que pegada a las paredes del monumento permiten ir recorriendo todos los ventanales situados en las paredes del mismo.

Existen seis ventanales, dos en cada una de las caras más anchas del monumento y uno en cada una de las otras dos. Gracias a estos ventanales tenemos una visión de 360º de la zona, y debido a la altura del monumento podemos distinguir no solo la parte del Parque del Retiro situado a sus pies, sino también gran parte de los edificios de Madrid que por su altura destacan en el horizonte, desde los edificios emblemáticos de la Gran Vía, como las Torres de Colón, Los Jerónimos o incluso se divisan las Cuatro Torres.

Para finalizar y aunque no queremos dar una gran explicación histórica de esta gran monumento (algún día le dedicaremos una entrada en esta web), si queremos hacer una breve reseña del mismo.
La historia, larga historia, de este monumento se inicia en 1887, en ese año las Cortes proponen a la reina regente María Cristina levantar un monumento dedicado su esposo, Alfonso XII, fallecido dos años antes a la edad de 28 años. La forma de costear este monumento fue por suscripción nacional. No es hasta el año 1902, y ya siendo rey Alfonso XIII, cuando se colocó la primera piedra, pero aun habría que esperar al 3 de julio de 1922, 20 años más tarde, a que se inaugurara.

El creador del proyecto fue el arquitecto barcelonés José Grases Riera, una de cuyas obras más conocidas en Madrid es el Palacio de Longoria. La idea era crear un monumento parecido a los ya existentes en Berlín a Guillermo I, o en Roma a Víctor Manuel II.
La estatua que preside el monumento es de Mariano Benlliure, pero también tomaron parte en él artistas como Mateo Inurria, Miguel Blay, Aniceto Marinas, Josep Clará, Venancio Vallmitjana Agustín Querol, o Rafael Atché.

Una vez finalizada la visita al mirador, descendemos las escaleras hasta la base del monumento, y ya una vez fuera volvemos a buscar de nuevo un motivo que nos haga volver al Retiro.

Actualmente para poder acceder a este mirador hay que solicitar plaza en la web que indicamos más abajo. Actualmente las plazas ya están agotadas, pero según nos han comentado se volverán a abrir nuevas visitas y posiblemente con ampliación de horario.


Fuente y más información : Página web del Ayuntamiento de Madrid
Reserva de entradas : Central de Reservas de la D.G. de Intervención en el Paisaje Urbano y el Patrimonio Cultural de Madrid

Más fotografías

Donde está

icon-car.pngFullscreen-Logo
El mirador del Monumento a Alfonso XII

cargando mapa - por favor, espere...

El mirador del Monumento a Alfonso XII 40.417303, -3.683102 El mirador del Monumento a Alfonso XII

El Palacio de Amboage

Abrir en otra ventana

El lujo del Barrio de Salamanca .

Hoy nuestro paseo por Madrid nos lleva por el Barrio de Salamanca, en concreto vamos en busca de uno de los palacetes de la zona que más llaman la atención, nos vamos al Palacio de Amboage.

Fernando Pla Peñalver, hijo y heredero de Don Ramón Pla Monge marqués del título pontificio de Amboage, mandó edificar el palacio en la segunda década del siglo XX. El arquitecto Joaquín Rojí fue el encargado de iniciar en 1912 los trabajos para la edificación de este palacio en el Ensanche de Salamanca. El estilo de este palacio mezcla elementos rococós con otros más neobarrocos, y en 1918 le fue otorgado por el Ayuntamiento de Madrid el premio a la mejor construcción.

En el interior destaca un amplio hall tripartito, separado por columnas de mármol, su escalera de honor iluminada por una gran vidriera de la casa Maumejean, el comedor de gala, y la serre o invernadero, decorado con una fuente mural de mármol y la escultura de la bailaora Pastora Imperio, obra de Mariano Benlliure.

Actualmente el palacio pertenece al gobierno de Italia, siendo la residencia del Embajador de ese país y fue posible su visita gracias al programa de visitas “Bienvenidos a palacio” de la Comunidad de Madrid.


Fuente : Documentación del programa “Bienvenidos a palacio”

Álbum fotográfico

Donde está

icon-car.pngFullscreen-Logo
Palacio de Amboage

cargando mapa - por favor, espere...

Palacio de Amboage 40.432507, -3.684047 Palacio de Amboage

El cementerio Sacramental de San Isidro

Abrir en otra ventana

Un paseo entre arte funerario .

Los cementerios “cobran vida” en fechas como las actuales; el 1 de noviembre, Día de todos los Santos, y el 2 de Noviembre, Conmemoración de los Fieles Difuntos, son fechas en las cuales “se pueblan” de flores las sepulturas, y unos lugares, normalmente vacíos, ven como por “sus calles” van y vienen aquellos que quieren honrar a sus seres queridos. Pero los cementerios son algo más, y merecen la pena ser recorridos no solo en estas fechas, pues en ellos podemos encontrar maravillosas obras de arte, cuyo fin es algo diferente del habitual, pero que deben de tratarse como tales.

El cementerio de la Pontificia y Real Archicofradía Sacramental de San Pedro, San Andrés, San Isidro y de la Purísima Concepción, más conocido como cementerio de San Isidro, fue creado para que dicha Archicofradía pudiera dar sepultura a sus cofrades fallecidos. Para ello fue solicitado permiso para crear un cementerio, en aquellos momentos, fuera de Madrid, el lugar que se designó como emplazamiento fue el actual, al lado de la Ermita de San Isidro.
El primer entierro se celebró en julio 1811, siendo el cementerio de San Isidro el más antiguo de Madrid.

El proyecto inicial del cementerio fue realizado por el arquitecto de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando Don José Llorentes. A lo largo de estos años se han realizado diferentes ampliaciones, y actualmente cuenta con una superficie de alrededor de 120.000 m2.

Durante el paseo que hemos realizado hemos podido visitar algunos de los panteones más representativos o con más historia, pudiendo ver el majestuoso Ángel creado por Giulio Monteverde dentro del Panteón de la familia De la Gándara; entrar en el Panteón de los Duques de Denia, donde podemos contemplar el Cristo “fusilado”, creado por Mariano Benlliure; ver como el espectacular Panteón Guirao, por desgracia, va perdiendo poco a poco parte de sus esculturas; o descubrir la faceta “funeraria” del gran Arturo Mélida en el Panteón de los Marqueses de Amboage, actualmente en reforma.

Definitivamente, los cementerios merecen ser descubiertos.


Fuentes : Página oficial del Cementerio de San Isidro

Álbum fotográfico

Donde está

icon-car.pngFullscreen-Logo
Cementerio Sacramental de San Isidro

cargando mapa - por favor, espere...

Cementerio Sacramental de San Isidro 40.400784, -3.727155 Cementerio Sacramental de San Isidro

El cabo Luis Noval

El cabo Noval

Un cabo entre reyes .

“En la madrugada del 28 de septiembre de 1909, cubría el servicio en la avanzadilla (llamada también patrulla de escucha) del Zoco el Had, con cuatro hombres de su sección, el cabo Luis Noval Ferrao, natural de Oviedo. Pertenecía este cabo al Regimiento de Infantería del Príncipe número 3, tercera compañía del primer batallón….” por El Reto Histórico.

Hoy volvemos a ir a pasear a la Plaza de Oriente, y mientras nos paramos a contemplar cada una de las estatuas de los reyes que nos encontramos en nuestro camino nos viene a la cabeza la idea de que solamente aquellas estatuas que representan a algunos de los monarcas que ha tenido España a lo largo de su historia tienen cabida aquí y pueden adornar este lugar presidido por la majestuosa estatua de Felipe IV. Pero esta idea se nos quita de la cabeza cuando nos encontramos de frente con una estatua situada en uno de los laterales de la plaza y que representa a un soldado caminando con actitud firme y detrás de el una gran bandera sostenida por una figura femenina, alegoría de la Patria.

Nos encontramos ante el monumento de Luis Noval Ferrao, natural de Oviedo, que perteneció al Tercer Regimiento de Infantería del Príncipe, y que falleció en Melilla el 28 de septiembre de 1909 durante la Guerra del Rif realizando una acción considerada heroica y por la que se le homenajea con este monumento. Pero para conocer más sobre Luis Noval y su historia os remitimos a la web del Reto Histórico que os lo contará mejor que nosotros – “Cabo Noval, poema de guerra”.

El autor del monumento es Mariano Benlliure y Gil, autor de otros monumentos en Madrid, de alguno de los cuales ya hemos hablado aquí (Monumento a Emilio Castelar).
Para poder costear este monumento se formó en 1909 la denominada “Junta de Señoras”, cuya presidenta honoraria fue la Reina Victoria Eugenia, quien abrió la suscripción, y para poder cubrir la todo el coste de la obra el propio escultor Benlliure aportó 5.000 pesetas. Podemos ver reflejada en la parte posterior del monumento el agradecimiento de las integrantes de la “Junta de Señoras” a los contribuyentes.

Agradecimiento de las integrantes de la Junta de Señoras a los contribuyentes

La inauguración oficial tuvo lugar el 8 de junio de 1912, con asistencia del Rey Alfonso XIII acompañado de la familia real.

Observando el monumento podemos “casi adivinar”, pues está muy deteriorado, el momento de la muerte del cabo Noval, representado en el relieve situado en el frente y en lateral derecho del pedestal, Noval aparece en primer término y de espaldas. En el mismo relieve se pueden distinguir también soldados españoles disparando contra enemigo.

Dejamos al Cabo Noval y seguimos nuestro paseo entre reyes por la Plaza de Oriente pasando por delante de la estatua dedicado al Capitán Melgar de la cual ya hablamos hace unos días.

Volvemos a agradecer a El Reto Histórico el permitirnos colaborar con el en su web elretohistorico.com, la cual, como siempre recordamos, consideramos imprescindible para todos los amantes de la historia. También podéis seguir su trabajo en Twitter,  Facebook y Youtube.


Fuente : MonumentaMadrid

Álbum fotográfico

Donde está

icon-car.pngFullscreen-Logo
Estatua del Cabo Noval

cargando mapa - por favor, espere...

Estatua del Cabo Noval 40.419211, -3.712334 Estatua del Cabo Noval

Monumento a Emilio Castelar

Emilio Castelar

Al gran orador .

Hoy volvemos a fijarnos en uno de esos monumentos que adornan la ciudad de Madrid, pero a los que normalmente no hacemos mucho caso.

En la misma plaza a la cual dio nombre podemos contemplar el monumento erigido a Emilio Castelar y Ripoll, obra del escultor valenciano Mariano Benlliure Gil. Esta obra fue costeada mediante una suscripción pública que llegó a recaudar más de las 280.000 pts. que costó y se inauguró el 6 de julio de 1908.
Aunque en un principio se pensó en ubicarla en la actual Plaza de Cibeles (en ese momento Plaza de Emilio Castelar) finalmente acabó sustituyendo a la Fuente de la Castellana (erigida para conmemorar el nacimiento de Isabel II, y de la cual podemos ver parte lo que hoy en Madrid Río) en su ubicación actual. El monumento que hoy nos ocupa se puede decir que hay que contemplarlo, y nunca mejor dicho, en sus 360º, pues en todas sus caras nos se va contando y representando las cualidades y obras del homenajeado.

En su parte frontal podemos contemplar la imagen de Emilio Castelar junto a su escaño en el congreso y en medio de un discurso.

A su derecha se puede distinguir una imagen desnuda que se dice podría representar a la Verdad, o también podría ser la Inspiración o la Elocuencia. Detrás de esta imagen y subiendo una escalinata nos encontramos un grupo realizado en bronce (representando a la Edad Moderna) formado por un obrero, un soldado de uniforme y un estudiante (para el que sirvió de modelo el propio hijo de Benlliure).

Por la escalinata situada a la izquierda podemos ver las figuras en mármol blanco de Cicerón y Demóstenes, grandes oradores.

En la parte trasera del monumento podemos leer la inscripción “LEVANTAOS ESCLAVOS / PORQUE TENEIS PATRIA” sobre ocho figuras desnudas, que representa el trabajo de Emilio Castelar por la abolición de la esclavitud. Sobre este grupo podemos ver un artillero junto a un cañón recordando la reinstauración del Cuerpo de Artillería por Emilio Castelar.

En en centro del monumento y sobre un pedestal podemos contemplar un anillo con el lema “LIBERTAD. IGUALDAD. FRATERNIDAD.”, y sobre el la imagen de tres muchachas al modo de las Tres Gracias.

El monumento merece la pena ser contemplado con tranquilidad y “unos buenos prismáticos” pues contiene multitud de detalles y su simbología que a simple vista no se pueden ver y más al estar el monumento en una rotonda no accesible al peatón.


Fuente : Monumentamadrid

Otras fotografías

Donde está

icon-car.pngFullscreen-Logo
Monumento a Emilio Castelar

cargando mapa - por favor, espere...

Monumento a Emilio Castelar 40.435137, -3.688765 Monumento a Emilio Castelar